jueves, abril 15, 2010

El abrazo girasol todo lo puede

Aquellos que me siguen en twitter, saben que esta semana, la administradora del edificio donde tengo la oficina, me solicitó quitar mi afiche de Mockus de mi ventana. Según ella, esto iba en contra del reglamento del edificio.

Muy indignada, inicié mi cruzada por mantener mi afiche, con ayuda de @CATALINAVELASCO, que preparó el argumento vencedor. "El abrazo girasol que todo lo puede". Aquí el texto de la carta con que gané mi pequeña batalla, en caso de que alguien más necesite de este texto.

Bogotá, abril 14 de 2010


Señores
Administración
Edificio XXXXX


Apreciada XXXXX,

El día de ayer recibí su solicitud de despegar afiches que se encuentran en la ventana de la oficina 403. También conocí el texto del reglamento que reza en la sección de Prohibiciones “Colocar avisos o letreros en las ventanas de la edificación, salvo los de "se vende" y "se arrienda"”.

Cordialmente le informo que no retiraré de la ventana los afiches pues estoy amparada en la Constitución Nacional que consagra el derecho a la libertad de expresión y a la libre participación política, como derechos fundamentales en Colombia, los cuales no pueden ser restringidos ni limitados en ningún caso o situación, ni por ninguna persona o colectividad. Los afiches están ubicados al interior del inmueble (Oficina 403) el cual es privado, y no en ningún espacio común.
Mi derecho, garantizado en la Constitución, prima sobre la reglamentación privada.

Conociendo su buena labor en la administración del edificio, la invito a aprovechar esta época electoral para garantizar la libertad expresión y la diversidad de opinión y militancia política, para potenciar la convivencia. La democracia también se vive en espacios como el edificio XXXXX.

Abrazo girasol,



María Velasco




2 comentarios:

  1. muy bien!
    lo cortés no quita lo valiente.

    comparto apto con otras personas, y les consulté si tenian reparos de que pegara mi afiche verde en la ventana hacia la calle.

    primero me dijeron que no habia problema, y luego el que firmó el contrato de arriendo (que no es colombiano) me dijo que prefería que no pegara nada, y le dije que OK. pero leyendo este post me dan ganas de reivindicar mi punto.

    ResponderEliminar