martes, agosto 20, 2013

La colombianada

Hoy, me desperté muy temprano como siempre, y empecé a leer la prensa. Había una modesta nota sobre el paro agrario y algunos comentarios. Confieso que ver esta nota, los comentarios y el resto de las noticias de la mañana exacerbaron mi ya fuerte frustración por ser colombiana, porque encuentro terrible la "colombianada".

Para mi la colombianada es este comportamiento usual del colombiano promedio, que nos condena para siempre al subdesarrollo. La pobreza, el ser del tercer mundo, está embebido en cada acto de cada uno de estos colombianos que se enorgullecen de la colombianada.

Un ejemplo espectacular de la colombianada, es el no dejar pasar una ambulancia. ¿No le pasa con frecuencia que va en un taxi, y una ambulancia pide paso y el taxista le dice que no da paso porque seguro ahí va un ejecutivo para el aeropuerto? Ese maravilloso colombiano promedio, prefiere arriesgarse a dejar morir a alguien y no dejar pasar la ambulancia para evitar que un ejecutivo llegue al aeropuerto, porque hace 5 años en un noticiero que ya nadie recuerda, hicieron una nota en que había un servicio de ambulancias que aveces llevaba ejecutivos al aeropuerto.

Esa es la misma colombianada que repite que el que alguien diga que los platos típicamente colombianos tienen muchos carbohidratos es un apatrida y si usted se atreva a cuestionar al presidente seguro es que está infiltrado por las farc. Pensar, no es colombiano. Usted tiene que repetir las imbecilidades con una gran sonrisa y no decir lo que piensa porque decir la verdad es de mala educación.

Hoy estoy muy amargada por haber nacido aquí y tener que soportar a diario las colombianadas de mis compatriotas.

Amigo colombiano: por favor, no se desgaste. Si me va a insultar en los comentarios y decirme que me puedo ir del país sino me gusta, sepa que yo filtro los comentarios y su insulto no quedará publicado. Diré lo que me plazca, y si a usted no le parece y me quiere insultar, sepa que ese mismo acto de intolerancia es una colombianada.

domingo, agosto 04, 2013

The Use of Spies

13. The Use of Spies

15
Spies cannot be usefully employed without a certain intuitive sagacity.

Mei Yao-ch`en says: "In order to use them, one must know fact from falsehood, and be able to discriminate between honesty and double-dealing." Wang Hsi in a different interpretation thinks more along the lines of "intuitive perception" and "practical intelligence." Tu Mu strangely refers these attributes to the spies themselves: "Before using spies we must assure ourselves as to their integrity of character and the extent of their experience and skill." But he continues: "A brazen face and a crafty disposition are more dangerous than mountains or rivers; it takes a man of genius to penetrate such."

http://suntzusaid.com/book/13/15

Hacer lo correcto

Saber que uno hace lo correcto, ayuda, pero no siempre resuelve los conflictos emocionales de las decisiones.

No confío mucho en las emociones, sólo presto atención a la tristeza y el amor. Todos los sentimientos se convierten en esos dos, cuando uno se toma el tiempo de dejar que decanten en vez de actuar debido a ellos. Creo que solo a través de la tristeza se conecta uno con uno mismo y sólo a través de amor encuentra uno energía para actuar. El resto de emociones son solo construcciones de la mente: el miedo, la ira, la frustración, todas esas tienen origen en los prejuicios que tiene uno sobre uno mismo o los demás. Si uno espera lo suficiente, entonces lo nota, y después de sentir el origen, la tristeza y el amor, puede manejar la ira, el miedo o la frustración.

Ya han pasado varias semanas desde que Iván y yo decidimos dejar de vivir juntos. Ya no quedan esas construcciones de la mente. Se que luego estaré tranquila, de saber que hice lo correcto, pero hoy estoy triste.